La UMA me ha dejado varios aprendizajes significativos

La UMA me ha dejado varios aprendizajes significativos

Por Johana Trujillo. Estudiante de cuarto semestre de la Maestría en Innovación Educativa para la Sostenibilidad.

 

Elegir la Maestría de Innovación Educativa para la Sostenibilidad ha sido una de las mejores decisiones que he tomado. Durante ocho años estuvo la inquietud en mí de estudiar una maestría. Sentía que ya necesitaba adquirir nuevos aprendizajes para mi vida profesional. Sin embargo, dada mi formación como diseñadora gráfica, mis opciones estaban centradas en la comunicación, el marketing o el desarrollo de marcas. Con toda la experiencia adquirida temía perder mi tiempo y dinero en algo que no me diera algo más que sólo conocimiento especializado en el tema.

Gracias a un proceso de conocimiento y crecimiento personal, que inicié en 2014, fue que surgió mi interés por encontrar herramientas de desarrollo personal que me ayudaran a potenciarlo. Lo que me atrapó de la Universidad del Medio Ambiente es que conjugaba la parte del conocimiento especializado con el desarrollo personal, puesto en práctica al implementar un proyecto. No era simple información que terminaba en nada ejecutado. También compartían mi visión de que el emprendimiento de un proyecto no es posible si la persona no tiene un conocimiento de sí mismo.

Al ingresar a la maestría su manera de educar me fue totalmente distinta a las demás experiencias vividas en instituciones privadas y públicas. Era una sensación de que se me daba la libertad y responsabilidad sobre mi propio aprendizaje. La figura del profesor que tiene la respuesta a todas mis preguntas se terminó. Todos aprendemos de todos porque no todos sabemos todo, pero junto sabemos todo. Eso es uno de los aprendizajes significativos que cambió mi manera de relacionarme y de compartir saberes con otros.

Sí hay un antes y un después de la UMA en mi vida personal y profesional. Aquí es el lugar donde he puesto en práctica el diseño de proyectos socioambientales fundamentados con investigación de fuentes confiables y visión sistémica. Y lo que más agradezco es que su proceso me acercó a la investigación activa, herramienta por la que redescubrí lo que me entusiasma y mi propósito de vida: comunicar, conectar y procurar relaciones.

Share this post