fbpx

El turismo como emprendimiento social

Turismo como emprendimiento social

El turismo como emprendimiento social

Mi único talento era escapar, o al menos eso creía.

Esto es algo de mi experiencia en el turismo como emprendimiento social.

Pensaba que escapar era lo único que me mantendría con vida, a salvo del tedio y la rutina. Decidí salir a ver de qué se trataba el mundo sin saber que las ganas de buscar una nueva aventura eran más ganas de olvidar la anterior.

Turismo como emprendimiento social

Caminata en la pista de canotaje de Xochimilco – Ruta de la miel (Mónica Godefroy)

Después de algunos años, entendí que viajar es la forma más eficiente que tengo para ser mejor y viendo hacia atrás, recuerdo a las personas que se han cruzado en mi camino y que me han ayudado a ser quien soy.

Viajar: Parte fundamental de la naturaleza del ser humano

La humanidad, como nos toca vivirla, es producto de los viajes que emprendieron los primeros seres humanos, esos que tenían la misma curiosidad que nos embarga y nos causa hambre de sitios nuevos, de colores más brillantes, de climas más amables y sabores más intensos.

Las culturas son una mezcla de todos los viajeros y de todo lo que han podido viajar.

Como el café que tomamos en las mañanas, que un día vino de Etiopía y en su largo viaje por Oriente Medio y Europa, llegó hasta las tazas que se sirven cada mañana en La Habana, en Colombia o Guadalajara.

Turismo como emprendimiento social

Gerardo Ibarra y Rodrigo Trujillo – Ruta del cacao (Héctor Frappé)

O el color de nuestra piel, una mezcla de muchas pieles porque como dice Jorge Drexler: Todos somos de todos lados.

El turismo como emprendimiento social

Hace algunos años, Rodrigo Trujillo (mi socio) y yo, decidimos apostar por el emprendimiento social como una alternativa para generar valor y riqueza, priorizando el impacto social positivo.

Encontramos en el turismo una gran oportunidad para satisfacer la necesidad de a la par que resolvemos la necesidad de empleo y reconocimiento para productores en distintas comunidades en la república.

En 2016 fundamos Ruta Origen, una empresa social mexicana, dedicada al turismo sostenible y  la creación de experiencias gastronómicas.

Mejoramos la calidad de vida de productores de base a través de la generación de fuentes alternativas de ingreso, comercialización de sus productos y proyectos de desarrollo.

Trabajamos en conjunto con aliados y empresas mexicanas para promover el consumo responsable y la valoración de la cultura mexicana.

Nuestras experiencias giran en torno a temas relacionados con el café, el mezcal, cacao, el maíz, la miel de abeja e hitos culturales, como el Día de Muertos.

Turismo como emprendimiento social

Viajeros en Pátzcuaro – Ruta de día de muertos (Christian Palma, Copal)

En busca de un modelo colaborativo

A través de nuestras rutas y experiencias, generamos una vínculo positivo entre viajeros y personas, y utilizamos el turismo como herramienta y pretexto para generar desarrollo y experiencias inolvidables.

Nuestro camino, hasta ahora, había sido de forma intuitiva. Pero sin tener alguna preparación formal en temas de turismo o sostenibilidad, logramos llegar a más de 140 Aliados, productores, emprendedores y organizaciones de la sociedad civil.

Hoy operamos más de 12 experiencias distintas en más de 6 estados de la República Mexicana. El trabajo no se detiene.

Nuestro modelo colaborativo de trabajo tiene como premisa la generación de valor común para todos los que interactúan con la red de un turismo como emprendimiento social.

Trabajamos en conjunto con personas y organizaciones que aportan conocimientos, experiencia y valor desde su área de acción, permitiendo reducir el costo operativo y maximizando la participación multidisciplinaria, y aumentando el impacto y profesionalización de los proyectos en los que se interviene.

Turismo como emprendimiento social

Productora con catrina de barro – Ruta de día de muertos (Christian Palma, Copal)

2019 en la Universidad del medio Ambiente

A finales de 2018, Rodrigo y yo tomamos una de las decisiones más importantes en nuestra carrera profesional y en la historia de Ruta Origen.

Nos inscribimos a dos maestrías en la Universidad del Medio Ambiente con el objetivo de fortalecer nuestro entendimiento del mundo y sus sistemas para generar mejores proyectos y un mayor impacto social positivo en nuestro entorno y las comunidades con las que trabajamos.

Y hemos encontrado el lugar perfecto para compartir ideas y obtener un aprendizaje enfocado en la conservación y regeneración de los sistemas en los que vivimos.

Estudiar en la UMA nos permitirá generar un mayor impacto a personas y como empresa. Creemos en el turismo sostenible y el turismo como emprendimiento social como una alternativa para generar mejores condiciones de vida en México y el mundo.

De hecho, creemos que el turismo sostenible es capaz de promover la conservación y regeneración del medio ambiente y que es una vía clara para el entendimiento y la interculturalidad en el mundo y en países tan diversos como México.

El compromiso

Nuestro trabajo es viajar y comer, pero nuestro compromiso es con las comunidades, con nuestros aliados y viajeros.

Así que te invitamos a buscar cualquier pretexto para viajar de forma sostenible, de hacer turismo como emprendimiento social.

Viajar para entender, viajar para conocer, viajar para probar comidas nuevas, viajar para enamorarse y no volver, viajar para no morir, viajar para caer y levantarse, viajar para ver las nubes desde arriba y el mar desde abajo, viajar para sonreírle a extraños.

Viajar amar y ser amado, viajar para volver y contar lo viajado, viajar para vivir.

Turismo como emprendimiento socialGerardo Ibarra es estudiante de primer semestre de la Maestría en Turismo Sostenible de la Universidad del Medio Ambiente.
Da clic aquí para enterarte de ésta y otras maestrías y diversas opciones de Extensión Universitaria en la UMA.

Share this post